La conexión cuerpo y mente de nuestras emociones

Abr 13, 2015

emociones

¿Alguna vez has sentido “la piel de gallina” o “mariposas en el estómago”? Bueno, puede que no hayas estado muy lejos de la realidad.

Un estudio realizado por un equipo de científicos en Finlandia ha descubierto que “los estados emocionales están asociados con las sensaciones corporales que son topográficamente y culturalmente universales.”

Lo que demuestra básicamente el estudio, es que los seres humanos no nos limitamos a experimentar emociones en nuestras mentes, sino que también las sentimos en lugares muy específicos en nuestros cuerpos. Esto indica que las emociones tienen un efecto importante en nuestra salud física y no sólo son algo creado por el cerebro.

Twit Instantáneo: No sólo sentimos emociones en nuestras mentes; sino también se manifiestan en lugares específicos del cuerpo.

Los investigadores llevaron a cabo cinco experimentos con más de 700 participantes, que utilizaron un método de auto-reporte topográfico para mostrar dónde en sus cuerpos sentían diferentes emociones, y publicaron los hallazgos en las Actas de la Academia Nacional de Ciencias. (estudio en inglés)

Post_Body emotions

Esta investigación es otro gran ejemplo de la conexión entre la mente y el cuerpo, y el poder del cerebro para afectar otros aspectos de nuestro ser físico. Nuestro cerebro envía señales al cuerpo cuando lidiamos con ciertas situaciones, causando cambios fisiológicos; y a su vez, estas sensaciones en nuestro cuerpo también podrían estar ayudando a la mente a reconocer las emociones que estamos teniendo.

Por lo tanto, este tipo de investigación podría ayudar a explicar por qué podemos tomar ciertas acciones para influir en cómo nuestros cerebros reaccionan a diferentes escenarios. Aquí hay algunas maneras que esto puede aplicar a tu vida diaria:

  • Ser feliz – Al hacer un esfuerzo por sonreír, tus músculos faciales envían una señal al cerebro para experimentar una emoción positiva, porque el cerebro no puede distinguir entre una sonrisa genuina o fingida. De esta manera, la acción física de la sonrisa puede mejorar tu estado de ánimo y hacer que te sientas más “feliz”, como se mencionó en un post anterior.
  • Comprender a otros – Esta información nos permite comprender cómo nuestras acciones y palabras también tienen un impacto en los demás físicamente, no sólo en lo emocional. Con esto en mente, podemos desarrollar empatía hacia los demás y crear un entorno más positivo.
  • Respira profundo – He escrito sobre el poder de respirar conscientemente, y esta investigación muestra además cómo se conectan nuestra mente y cuerpo. Por lo tanto, cuando te sientes abrumado, ansioso o simplemente necesitas un descanso, puedes tener un tremendo cambio en tu fisiología con sólo tomar unos minutos y respirar profundamente. (Próximamente publicaré una entrada del blog centrado en la respiración y el alivio del estrés!)

Por lo tanto, nuestro cerebro y el cuerpo nos dan constantemente información importante acerca de nuestro actual “estatus”, por así decirlo. Si somos más conscientes y prestamos atención a lo que estamos viviendo momento a momento, obtendremos una mayor comprensión de nosotros mismos y de los demás para afrontar diferentes situaciones.

Fotos: NChantre via Flickr y Figure 2 via PNAS

Deja tu comentario